Noticias

En la fiesta patronal de San José, el 19 de marzo, en el Santuario de la Divina Misericordia de Cracovia-Łagiewniki, en la capilla con la milagrosa imagen de Jesús de la Misericordia y la tumba de Santa Faustina, se concede el día de indulgencia, visto que se trata de la dedicación original de la capilla y de toda la finca, llamada antiguamente “Józefów” (de “José” en polaco). La ceremonia va precedida por una novena: durante los oficios vespertinos se reza la Litanía a San José y por la mañana, después del breviario, se reza una oración al Esposo de Santa María Virgen y Padre nutricio del Hijo de Dios. Del 16 al 18 de marzo va a celebrarse el tradicional oficio de cuarenta horas. El día de la fiesta de San José habrá misas a las 6.30 y 17.00 horas.

Meditación sobre la Pasión de Cristo. En el periodo de Cuaresma meditamos sobre el sufrimiento de Jesús más frecuentemente, el sufrimiento que aceptó por el amor hacia nosotros y por nuestra salvación. Participamos en los oficios del Vía Crucis y otros, leemos los pasajes de la Biblia que anuncian y cuentan los acontecimientos pascuales. Jesús enseñó a Sor Faustina y, por lo mismo lo enseña a nosotros, que considerase Su martirio de tal forma como si lo hubiera aceptado solo por ella (“Diario” 1761).Jesús explica: Una hora de meditación de Mi dolorosa Pasión tiene mayor mérito que un año entero de flagelaciones a sangre; la meditación de Mis dolorosas llagas es de gran provecho para ti y a Mí. Me da una gran alegría (“Diario” 369). Hija Mía, medita frecuentemente sobre Mis sufrimientos que padecí por ti y nada de lo que tú sufres por Mí te parecerá grande. Me agrada más cuando contemplas Mi dolorosa Pasión; une tus pequeños sufrimientos a Mi dolorosa Pasión para que adquieran un valor infinito ante Mi Majestad (“Diario” 1512). Al tratar de seguir las indicaciones de Jesús Sor Faustina profindizó en el misterio del amor misericordioso de Dios hacia cada persona y dio las gracias a Jesús por ese libro del que aprendía a amar a Dios y al hombre. Este gran libro es Tu Pasión afrontada por amor hacia mí. De este libro he aprendido cómo amar a Dios y a las almas. En él están encerrados inagotables tesoros para nosotros. Oh Jesús, qué pocas son las almas que Te entienden en Tu martirio de amor. Oh, qué grande es el fuego del amor purísimo que arde en Tu Sacratísimo Corazón. Feliz el alma que ha entendido el amor del Corazón de Jesús (“Diario” 304).

¡Venid vosotros aparte a un lugar desierto, y descansad un poco! es el tema del retiro de Cuaresma para mujeres que se celebrará en el santuario greco-católico de la Dormición de la Virgen María en el pueblo de Ľutina en la zona este de Eslovaquia del 22 al 24 de marzo. Predicarán el retiro p. Jozef Novický junto con sor M. Benediktína Fečová de las Hermanas de la Madre de Dios de la Misericordia de Košice.

El evento “Łagiewnicka 22” más cercano, es decir, la reunión mensual de jóvenes en el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia-Lagiewniki, tendrá lugar el 22 de marzo de este año. En la capilla con la milagrosa imagen de Jesús Misericordioso y la tumba de santa Sor Faustina el encuentro empezará a las 19:00 en su ritmo tradicional, es decir con la PALABRA. El invitado especial de la reunión será p. Mariusz Michalik, monje y fundador de la Asociación Misionera de san Andrés, quien actualmente está trabajndo en Sri Lanka. Después de la conferencia habrá la ADORACIÓN y la ALABANZA. Luego habrá tiempo para tomar el té junto con la COMUNIDAD. Aquellos que no puedan estar físicamente presentes en Lagiewniki, podrán participar en este evento a través de la trasnmisión en línea en www.faustyna.pl

El 22 de marzo de este año las hermanas de la Congregación de la Madre de Dios de la Misericordia de Washington van a conducir otra “Velada con Jesús de la Misericordia” en el Santuario Nacional de San Juan Pablo II. El evento comenzará a las 19:00 por la exposición del Santísimo Sacramento y adoración a Jesús Misericordioso. El invitado especial será p. Thomas Morrow. P. Thomas va hablar de la virtud de humildad en la vida de los santos, tomando como ejemplo el testimonio de los santos: Juan María Vianney, Juan de la Cruz, santa Faustina y Juan Pablo II. Los jóvenes junto con los padres capuchinos van a preparar el fondo musical de la adoración Al final habrá un encuentro del té. Las “veladas con Jesús de la Misericordia” se organizan para los jóvenes que quieren seguir las huellas de Santa Sor Faustina y San Juan Pablo II, así como descubrir una nueva calidad de vida a través de la amistad con Jesús de la Misericordia.

C

ada viernes, en el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia- Łagiewniki se reza el “Via Crucis”, a las 16:00 en la basílica, y a las 19:00 en la capilla con la imagen milagrosa de Jesús Misericordioso y la tumba de Santa Faustina, excepto el primer viernes, en el que el Via Crucis se rezará a las 18:15 (transmisión on-line en la web www.faustyna.pl). Esta devoción, en la que contemplamos la Pasión de nuestro Señor Jesucristo, nos permite descubrir y profundizar en el amor misericordioso de Dios por el hombre, aprender la actitud de confianza en Dios en cada situación, también en la dificultad y el dolor, y la actitud de misericordia para con el prójimo. Jesús cargó con nuestros pecados y por cada uno de nosotros sufrió una muerte ignominiosa y… resucitó para que tengamos vida y gocemos con Él ahora y por siempre.

Para el periodo de la Cuaresma normalmente hacemos algunas resoluciones y los más frecuentes son los hechos que pidió Jesús: la limosna, la oración y el ayuno, cumplidos en secreto por la pura intención de amor a Dios y a la gente y no para el aplauso o la aprobación. También santa Sor Faustina solió practicarlos. Pero en su vida monástica tenía una resolución especial que cumplía no solo en la Cuaresma, pero siempre, esto es: se juntaba con Jesús Misericordioso, que vivía en su alma, mediante algún acto largo. Cuando quería cambiar esta resolución, Jesús no la dejó hacerlo, porque esta práctica diaria llevaba a desenvolvimiento de un vínculo profundo con Él, a vivir la cotidianidad junto con Él.

¡Redimidos con Tu preciosa sangre, oh Jesús! Meditando sobre el martirio de Jesús con santa Sor Faustina – es el tema del retiro de Cuaresma que se celebrará del 5 al 7 de abril de 2019 en el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia-Łagiewniki. Predicará el retiro p. Piotr Szyrszeń SDS  junto con las hermanas de la Madre de Dios de la Misericordia. La meditación sobre el martirio de Jesús según el Evangelio de san Mateo el Evangelista será una oportunidad para abrirse a la justicia “a medida de Dios”, tan profundamente distinta de la justicia del hombre, así como para pedir la misericordia Divina para sí mismos y para el mundo entero. Van a inspirarnos durnte el retiro las siguientes palabras de santa Sor Faustina: Jesús, que Tu Sangre pura y sana circule en mi organismo enfermo. Oh Jesús, recuerda Tu amarga Pasión y no permitas que se pierdan almas redimidas con tan Preciosa, Santísima Sangre Tuya (Diario 1089, 72).

Desde el 1 de marzo, en todas las capillas de la Congregación de las Hermanas de la Madre de la Misericordia, también en la capilla con la imagen milagrosa de Jesús Misericordioso y la tumba de santa Faustina en el santuario de Cracovia-Lagiewniki, se celebrarán oficios vespertinos en honor a san José. Las hermanas, desde el principio de la historia de la Congregación rinden un honor especial al Esposo de la Virgen María, y custodio del Hijo de Dios; bajo su protección se encomiendan. San José se preocupa no solo por las cosas materiales, sino también por las espirituales. Él mismo le dijo a santa Sor Faustina lo mucho que estaba apoyando esta obra que el Señor le había encomendado, es decir la obra de proclamar al mundo el mensaje de la Misericordia, y le prometió su protección. Pero le pidió que le tuviera una devoción constante, y que rezara diariamente tres oraciones y el Acuérdate (cf. Diario 1203). Mediante la transmisión diaria en línea (a excepción de los jueves y los domingos), a las 19 h de la tarde podrán unirse al canto de las letanías de san José, para agradecer junto con las hermanas por su protección paternal y para pedir ante Dios su intercesión en nuestras intenciones.

Las hermanas de la Congregación de la Madre de Dios de la Misericordia desean agradecer a todos los donantes, benefactores y colaboradores, gracias a los cuales el mensaje de la Misericordia que Jesús transmitió a santa Faustina puede llegar a muchas personas en el mundo entero. En particular, agradecemos a todos aquellos que dan soporte al sitio web www.faustyna.pl, ya que gracias a sus ofrendas se puede seguir actualizando en 7 idiomas la obra de „Coronillas para los moribundos”, que en la actualidad está apoyando a diario a 70 moribundos, así como podemos seguir la transmisión en línea desde la capilla con la imagen milagrosa de Jesús misericordioso y la tumba de santa Faustina en el santuario de Cracovia-Lagiewniki, de la que se aprovechan todos los días más de 3.400 visitantes únicos. Juntos podemos hacer frente a esta llamada urgente de Jesús, para anunciar al mundo el mensaje de su misericordia, porque sólo en ella, el mundo encontrará la paz y la felicidad. Que Jesús Misericordioso bendiga en la vida cotidiana a todos nuestros Queridos Benefactores y Colaboradores, por quienes cada día rezamos varias veces.

Cada año, el 1 de enero, en todos los conventos de la Congregación de Hermanas de la Madre de Dios de la Misericordia se celebra el sorteo de Patronos anuales. Gracias al “Diario” sabemos que se trata de una tradición a la que santa Sor Faustina daba mucha importancia. Quería tener a una Persona en el Cielo que la acompañara de modo especial en el Año Nuevo.

Durante la meditación, escribió, se despertó en mí uno de estos deseos secretos: aquel que Jesús Eucarístico fuera mi patrono particular también para ese año, como anteriormente. Sin embargo, ocultando a mi Dilecto ese deseo, hablé con Él de todo excepto de aquello que deseaba tenerlo como patrono. Al venir al refectorio a desayunar, después de hacer la señal de la cruz, empezó el sorteo de los patronos. Al acercarme a las estampitas con los nombres de los patronos, tomé una, sin reflexionar, sin leer en seguida; quise mortificarme algunos minutos. De repente oí una voz en mi alma: “Soy tu patrono, lee”. En aquel mismo momento miré la inscripción y leí: “Patrono para el año 1935 la Santísima Eucaristía”. Mi corazón se estremeció de alegría (Diario 360).

Junto con el Patrón, cada hermana recibe una intención por la que tiene que rezar, y un mensaje. También sortean los patronos las personas relacionadas con la Congregación: sacerdotes, colaboradores, miembros y voluntarios de la Asociación “Faustinum”, amigos y miembros del grupo Santuario de la Divina Misericordia en Facebook. A partir del 1 de enero de 2017 también participan en el sorteo de Patronos los internautas que visitan la página: www.faustyna.pl.

Que los santos Patronos nos apoyen y nos ayuden a vivr una vida bella y a participar más plenamente en la vida y la misión de Jesús, revelando al mundo el amor misericordioso de Dios.

Debido a la construcción de la circunvalación de Łagiewniki el acceso al Santuario de la Divina Misericordia está limitado. Encontrarán dificultades tanto las personas que viajen en coche o autobús, como los peregrinos que utilicen el transporte público, ya que está cerrada la estación de tranvía “Santuarium Bożego Miłosierdzia”. Para llegar al Santuario hay que tomar un tranvía que vaya hacia el terminal de Borek Fałęckiego y salir en la estación “ZUS” o “Solvay” y seguir a pie hasta el Santuario.

Otro lugar de revelaciones en el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia-Łagiewniki es el convento. Varios encuentros extraordinarios con los Habitantes del cielo han tenido lugar allí: en los dormitorios, enfermería, refectorio, corredores, locutorios, en el cuarto de la superiora o bien en el salón de la Congregación. Jesús solía transmitir información de gran importancia, relevante al mensaje de la Misericordia con el que luego mandó a Sor Faustina al mundo, en lugares tan prosaicos como el corredor debajo de la cocina conventual. Es precisamente donde Sor Faustina escuchó la gran promesa sobre la Coronilla a la Divina Misericordia a mediados de septiembre de 1936: Reza incesantemente esta coronilla que te he enseñado, dijo Jesús. Quienquiera que la rece recibirá gran misericordia a la hora de la muerte. Los sacerdotes se la recomendarán a los pecadores como la última tabla de salvación. Hasta el pecador más empedernido, si reza esta coronilla una sola vez, recibirá la gracia de Mi misericordia infinita. Deseo que el mundo entero conozca Mi misericordia, deseo conceder gracias inimaginables a las almas que confían en Mi misericordia (“Diario” 687).

 Sor Faustina tuvo varias decenas de encuentros en este convento con Jesús, con la Santísima Virgen, santa Teresa de Niño Jesús, así como con las almas sufrientes en el purgatorio. El 15 de agosto de 1937 en el salón de la Congregación, cuando las hermanas estaban rezando el acto de elección de la Madre de Dios a la Superiora Celestial de la Congregación, Sor Faustina vio a María y más tarde describió ese evento: Al final de ese acto vi a la Santísima Virgen que me dijo: Oh, qué grato es para mí el homenaje de su amor. Y en ese mismo instante cubrió con su manto a todas las hermanas de nuestra Congregación. Con la mano derecha estrechó a la Madre General Micaela y con la izquierda a mí, y todas las hermanas estaban a Sus pies cubiertas con su manto. Luego la Santísima Virgen dijo, Cada una que persevere fielmente hasta la muerte en mi Congregación, evitará el fuego del purgatorio y deseo que cada una se distinga por estas virtudes: humildad y silencio, pureza y amor a Dios y al prójimo, compasión y misericordia. Después de estas palabras desapareció toda la Congregación, me quedé sola con la Santísima Virgen que me instruyó sobre la voluntad de Dios, cómo aplicarla en la vida sometiéndome totalmente a Sus santísimos designios. Es imposible agradas a Dios sin cumplir su santa voluntad. Hija mía, te recomiendo encarecidamente que cumplas con fidelidad todos los deseos de Dios, porque esto es lo más agradable a Sus santos ojos. Deseo ardientemente que te destaques en esto, es decir en la fidelidad en cumplir la voluntad de Dios. Esta voluntad de Dios, anteponla a todos los sacrificios y holocaustos. Mientras la Madre celestial me hablaba, en mi alma entraba un profundo entendimiento de la voluntad de Dios (“Diario” 1244). Para más información consulte el libro titulado “En los pasos de las revelaciones de santa Sor Faustina en el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia-Łagiewniki.

Siguiendo los pasos de las revelaciones de santa Sor Faustina en el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia-Łagiewniki vamos a pararnos un momento frente al edificio ubicado en la calle de Sor Faustina. Entre las hermanas hay una tradición de llamarlo “Antoninek”. Un edificio antiguo, de varias plantas, fue desmontado junto con la puerta baja y en su lugar se ha construido uno nuevo, donde están los cuartos para peregrinos, así como la sede la Asociación de Apóstoles de la Divina Misericordia “Faustinum”.

Sor Faustina vivió en “Antoninek”, en la primera planta, a partir de septiembre de 1937 hasta marzo de 1938. Desde enero de 1938 estuvo ya muy enferma, por lo cual pasaba casi todo el tiempo en su celda. En esa época grabó en su “Diario” más de 50 favores extraordinarios. Fueron principalmente encuentros con Jesús (41), lo cuales se referían a la misión de predicar el mensaje de la Misericordia, la vida espiritual y al fortalecimiento en la lucha contra Satanás. Es donde Sor Fausina escuchó las famosas palabras de Jesús: En el Antiguo Testamento enviaba a los profetas con truenos a Mi pueblo. Hoy te envío a ti a toda la humanidad con Mi misericordia (Diario 1588). También es allí donde Sor Faustina escuchó ciertas promesas relativas a la Coronilla a la Divina Misericordia, a la misión de divulgar la veneración de la Divina Misericordia y la Hora de la Misericordia.

Te recuerdo, hija Mía, que cuántas veces oigas el reloj dando las tres, sumérgete totalmente en Mi misericordia, adorándola y glorificándola; suplica su omnipotencia para el mundo entero y especialmente para los pobres pecadores, ya que en ese momento se abrió de par en par para cada alma. En esa hora puedes obtener todo lo que pides para ti y para los demás. En esa hora se estableció la gracia para el mundo entero: la misericordia triunfó sobre la justicia. Hija Mía, en esa hora procura rezar el Vía Crucis, en cuanto te lo permitan los deberes; y si no puedes rezar el Vía Crucis, por lo menos entra un momento en la capilla y adora en el Santísimo Sacramento a Mi Corazón que esté lleno de misericordia. Y si no puedes entrar en la capilla, sumérgete en oración allí donde estés, aunque sea por un brevísimo instante. Exijo el culto a Mi misericordia de cada criatura, pero primero de ti, ya que a ti te he dado a conocer este misterio de modo más profundo (Diario 1572).

En el mismo lugar tuvo lugar además un encuentro muy importante con la Madre de Dios, que Sor Faustina decribió de la siguiente manera: Entre una gran claridad vi a la Santísima Virgen con una túnica blanca, ceñida de un cinturón de oro y unas pequeñas estrellas, también de oro, en todo el vestido y las mangas a triángulo guarnecidas de oro. Tenía un manto de color de zafiro, puesto ligeramente sobre los hombros, en la cabeza tenía un velo liviano transparente, el cabello suelto, arreglado espléndidamente y una corona de oro que terminaba en pequeñas cruces. En el brazo izquierdo tenía al Niño Jesús, Nunca antes he visto a la Santísima Virgen bajo este aspecto. Luego me miró con ternura y dijo: Soy la Madre de los sacerdotes. Después puso a Jesús en el suelo, levantó la mano derecha hacia el cielo, y dijo: Oh Dios, bendice a Polonia, bendice a los sacerdotes (Diario 1585).

A la hora de seguir los pasos de santa Sor Faustina en el Santuario de Cracovia-Łagiewniki hay que pararse un rato más largo ante la imagen de Jesus Misericordioso famosa por sus favores y la tumba de santa Sor Faustina. La capilla es donde la Apóstol de la Divina Misericordia estuvo rezando cada dia varias horas durante casi seis años y es donde tuvo 116 visiones y experiencias misticas en las que vivió la presencia de la Santisima Trinidad, Jesus, Su Madre, ángeles, santos y muertos. Vale la pena recordar las hermosas conversaciones entre Dios y las almas: alma pecadora (Diario 1485), alma desesperada (Diario 1486), alma sufriente (Diario 1487), alma en busca de la perfección (Diario 1488) y alma perfecta (Diario 1489). Las transcribió santa Sor Faustina en su „Diario” porque revelan la inmensidad de Su amor misericordioso hacia el hombre, asi como el camino que hay que seguir para unirse a Él. La capilla de Łagiewniki es donde santa Sor Faustina vio a Jesus más veces (27) y oyó Su voz (casi 60 veces). Las revelaciones de Jesus que merecen una atención especial son las que se refieren a los acontecimientos del Evangelio: Su llegada a Jerusalén, el establecimiento de la Eucaristia, la Pascua y el mensaje de la Misericordia. Tienen un valor extraordinario los pasajes en los que se describe el establecimiento de la Eucaristia por lo cual a continuación citamos uno de ellos: „L’ Heure sainte. Jeudi. Pendant cette heure de prière, Jésus m’ a permis d’ entrer dans le Cénacle et j’ ai assisté à ce qui s’ y est passé. J’ ai été le plus profondément bouleversée lorsque Jésus, avant la consécration, a levé les yeux vers le ciel et est entré dans un dialogue mystérieux avec son Père. C’ est seulement dans l’ éternité que nous comprendrons véritablement ce moment. Ses yeux étaient comme deux flammes. Son visage, blanc comme la neige, rayonnait. Toute sa personne était empreinte de majesté et son âme pleine de nostalgie. Au moment de la consécration l’ amour comblé s’ est reposé. Le sacrifice était pleinement accompli. Maintenant, seule la cérémonie de la mort extérieure, de l’ anéantissement extérieur s’ accomplira : ce qui relève de l’ essentiel a eu lieu au Cénacle. Jamais, dans ma vie, je n’ avais eu une compréhension aussi profonde de ce mystère que durant cette heure d’ adoration. Ah ! combien je désire ardemment que le monde entier connaisse cet insondable mystère !” (Dz. 684).

Siguiendo los pasos de santa Sor Faustina y las revelaciones que vivió, tras pasar por la puerta principal del convento y haber encontrado a Jesús Misericordioso en la apariencia de un jóven pobre, nos paramos unos pasos más adelante, en la plaza del convento. Es donde crecen árboles y un macizo con la figura de san José que debe de recordar la revelación de Jesús del mayo de 1933. El día de su salida hacia Vilna, el 23 de mayo, Sor Faustina salió del convento y se paró junto a dicho macizo. Miró el jardín, la casa, se acordó de tantos favores que había recibido en esos lugares durante el pediodo de postulado, noviciado y su último mes allí, entre ellos el favor del matrimonio eterno con Jesús y el director espiritual en la persona del padre Józef Andrasz SJ, quien entendía perfectamente su vida espiritual y su misión. Sentía lástima por dejar el convento de Łagiewniki. Lágrimas llenaron sus ojos y es cuando de repente vio a Jesús, su Esposo, junto al macizo. Jesús le dijo: No llores, Yo estoy siempre contigo (“Diario” 259). Dicha revelación de Jesús y el sentir su presencia fueron tan fuertes que acompañaron a Sor Faustina hasta el final de su viaje a Vilna.

En la época de peregrinajes varias personas visitan el Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia- Łagiewniki para rezar ante la milagrosa imagen de Jesús Misericordioso y la tumba de santa Sor Faustina, recibir los sacramentos, visitar el museo con los recuerdos de la Apóstol de la Divina Misericordia y experimentar la presencia de Dios misericordioso. Para aprovechar dela peregrinación, los visitantes pueden servirse de la presencia de las hermanas de la Madre de Dios de la Misericordia, así como de los guías, sobre todo: “Santuario de la Divina Misericordia en Cracovia-Łagiewniki.Peregrinando con santa Sor Faustina” y “En los pasos de santa Sor Faustina”. El santuario de Łagiewniki ha testimoniado más de 280 acontecimientos extraordinariors que se cuentan en el “Diario” de santa Sor Faustina y milagros que han ocurrido a los peregrinos en ese lugar. Cada lugar, empezando por la puerta y terminando con el templo lleva huellas de dichos encuentros tan excepcionales.

Empezamos la presentación de dichos lugares por la entrada al recinto del Santuario, es decir, la puerta, por la que entramos al patio del convento. Justo allí se ubicaba anteriormente la entrada principal al convento (todo el objeto estaba cerrado para personas ajenas). Cuando santa Faustina trabajaba en la puerta, la vigilaban los querubines, mientras que en otoño de 1937 llamó a la puerta Jesús en la persona de un jóven pobre. Cuenta ese acontecimiento en su “Diario”: Hoy Jesús vino a la puerta bajo la apariencia de un joven pobre. Un joven macilento, en harapos, descalzo y con la cabeza descubierta, estaba pasando de frío porque hacía un día lluvioso y frío. Pidió algo de comer caliente. Pero cuando fui a la cocina no encontré nada para los pobres; sin embargo tras buscar un rato encontré un poco de sopa que calenté y puse un poco de pan desmigajado. Se lo di al pobre que lo comió. En el momento en el que le retiraaba el vaso, me hizo saber que era el Señor del cielo y de la tierra. En cuanto lo vi tal como es, desapareció de mis ojos. Cuando entré en la casa pensando en lo que había sucedido en la puerta, oí estas palabras en el alma: Hija Mía, han llegado a mis oídos las bendiciones de los pobres que alejándose de la puerta Me bendicen y Me ha agradado esta misericordia tuya dentro de los límites de la obediencia y por eso he bajado del trono para gustar el fruto de tu misericordia (“Diario” 1312).

Jesús nos regala un tiempo especial de gracia a las tres horas de la tarde, como parte del oficio a la Divina Misericordia. Se trata del momento de Su agonía en la cruz, que decribió a santa Sor Faustina de la siguiente manera: Ésta es la hora de la gran misericordia para el mundo entero. (…) En esta hora nada le será denegado al alma que lo pida por los méritos de Mi Pasión… (“Diario” 1320). Para aprovechar dicha promesa de Jesús hay que rezar con confianza y acompañar el rezo con un acto de misericordia al prójimo. Jesús nos propone tres maneras de vivir la oración en la Hora de la Misericordia: rezar el Vía Crucis, adorar al Santísimo Sacramento, y si no es posible unirse a Él en el momento de Su agonía, hacerlo allí donde estemos a las tres de la tarde. En esta oración nos dirigimos a Jesús y nos referimos a los méritos de su dolorosa Pasión. Se trata de un tiempo privilegiado en el oficio a la Divina Misericordia, por lo cual la Hora de la Misericordia y la Coronilla a la Divina Misericordia se practican todos los días en todos los conventos de la Congregación. Existe la posibilidad de unirse a la oración por medio de la transmisión en línea del Santuario de la Divina Misericordia de Cracovia-Łagiewniki que está disponible en la página faustyna.pl y en la aplicación Faustyna.pl.

La aplicación móvil, que hasta poco solo estuvo disponible en la versión Android, ahora lo está también para iOS. La aplicación se puede descargar por el enlace o bien en las tiendas App Store y Google Play, respectivamente, bajo el mismo nombre: Faustyna.pl. La aplicación Faustyna.pl, que está disponible en 7 idiomas, facilita el acceso a las informaciones más importantes de la página web www.faustyna.pl. Se trata, ante todo, de un acceso rápido a las transmisiones en línea desde el Santuario de la Divina Misericordia de Cracovia-Łagiewniki, noticias sobre la “capital del culto de la Divina Misericordia”, informaciones para peregrinos, actualidades (anuncios y relaciones fotográficas de los eventos más importantes), un pasaje del “Diario” para todos los días, así como un acceso fácil al contenido relacionado con el mensaje de la Divina Misericordia, santa Sor Faustina y la “Coronilla por los moribundos”.

Aplikacja Faustyna pl

Ya está disponible en la tienda „Play Store” la aplicación Faustyna.pl. para teléfonos inteligentes y tabletas, que es una versión móvil del sitio: www.faustyna.pl. La aplicación abarca los temas más importantes relacionados con santa Sor Faustina, la devoción a la Divina Misericordia en las formas, que le trasmitió Jesús, pensamientos para cada día, sacados de su „Diario”, y muchas informaciones sobre la capital del culto de la Divina Misericordia, el Santuario en Cracovia-Łagiewniki. Por otra parte, incluye informaciones con mensajes de texto e imágenes actualizadas, así como el acceso a la transmisión en línea desde la capilla de la imagen milagrosa de Jesús Misericordioso; también proporciona un contacto rápido con las diversas obras llevadas a cabo en el Santuario de Łagiewniki. La aplicación ha sido realizada por Karolina Ślusarczyk y Klaudia Popko – bajo la dirección del Dr. Robert Chodorka-, como parte de su tesis final de estudios en AGH, y la han llevado a cabo con el fin de facilitar a los peregrinos de diferentes partes del mundo, y a los jóvenes que vendrán a Cracovia para la JMJ, el acceso a los contenidos más relevantes relacionados con el mensaje de la Misericordia y con el Santuario en Łagiewniki. La aplicación estará disponible en siete idiomas.

Sladami objawien Siostry Faustyny

La editorial „Misericordia” de la Congregación de las Hermanas de la Madre de Dios de la Misericordia ha publicado un libro de la autora hna. Elżbieta M. Siepak, titulado „Siguiendo las huellas de las revelaciones de santa Sor Faustina en el santuario de la Misericordia Divina en Cracovia-Łagiewniki”. Se trata de una guía específica de la capital del culto de la Divina Misericordia, en el que santa Faustina vivió más de 280 tipos diferentes de revelaciones y experiencias místicas. De hecho, cada lugar en Łagiewniki lleva la marca de los encuentros de la Apóstol de la Divina Misericordia con Jesús, con la Virgen María, con los Ángeles y con las almas que sufren en el purgatorio. Donde tuvo más revelaciones y experiencias místicas, hasta 116 visiones, fue en la capilla del convento, entre las cuales llegó a experimentar la presencia de la Santísima Trinidad cinco veces. Su contacto con el mundo sobrenatural era tan genuino y real como el mundo que percibimos con los sentidos. Esta publicación introduce al lector en el clima de las extraordinarias vivencias de santa Sor Faustina, que experimentó en este santuario.